Playa de La Caleta en la ciudad de Cádiz

La Caleta es una de las cuatro playas de la ciudad de Cádiz, en la provincia de mismo nombre Cádiz, Andalucía, sur de España. Es la más céntrica, pequeña y acogedora, de las cuatro playas. Situada en el centro histórico de la ciudad de Cádiz, fue puerto natural en el que fondearon barcos fenicios, cartagineses y romanos.


Arena de playa en el primer plano con el agua del mar de color dorado por los rayos del sol al atardecer, además de la estructura de un antiguo balneario.
Playa de la Caleta


Está custodiada por dos castillos en ambos extremos y otros edificios históricos a su espalda, además de la estructura del antiguo balneario sobre la misma arena, que por cierto.... pasar la tarde de playa bajo su fresca sombra es todo un lujo, cosa que gaditanos y otros visitantes asiduos tienen bien aprendido.


Tiene 600 metros de longitud con unos 30 de ancho medio y un grado de ocupación alto con un ambiente familiar y tranquilo.

Sus aguas están limpias de buena calidad y son tranquilas con oleaje moderado, además la pendiente en la orilla cae progresivamente, por lo que es una playa muy buena para el baño recreativo y en especial para los niños.

Dispone de todo tipo de instalaciones y servicios de playa, además en la ciudad de Cádiz que se encuentra a su espalda podemos encontrar de todo. 



También tenemos que destacar la extrema belleza de los atardeceres, cuando los dorados rayos del sol acarician sus aguas y dibujan las siluetas de sus numerosas barquitas al abrigo de sus castillos, un panorama que ha enamorado a diversos artistas plasmándolo en sus obras.


Los gaditanos consideran a esta playa como uno de los lugares más emblemáticos de su ciudad, siendo un tema recurrente en las letras de las coplas de carnaval.


Entrada a la playa de la Caleta
Playa de la Caleta

Pasear por la playa y sus alrededores, tomarnos algo en sus numerosos lugares y disfrutar de sus maravillosa puesta de sol tiñendo el paisaje con su manto dorado, es una de las mejores cosas que podemos hacer al visitar la magnífica ciudad de Cádiz.